¿Quién debe encargarse de las traducciones especializadas: el traductor profesional o el profesional traductor?

Para los traductores del siglo XXI, como sucediera con los médicos y los abogados en el siglo anterior, la especialización habrá de convertirse en una necesidad ineludible. Sin embargo, a pesar de la creciente demanda social, el lenguaje especializado sigue siendo una de las grandes lagunas de nuestro sistema universitario. Es así que escasean los traductores especializados con dedicación exclusiva y preparación adecuada. En consecuencia, en las áreas de especialidad, se presenta la siguiente problemática:
a) Los usuarios de las traducciones especializadas se quejan de que los términos de las traducciones que se encargan a un traductor general suelen adolecer de falta de precisión, lo cual puede generar confusiones graves.
b) A su vez, la terminología de las traducciones especializadas hechas por profesionales de la materia es precisa, pero el texto suele resultar farragoso y de lectura pesada.
Por tanto, una formación profesional de traductores especializados es, sin duda, una asignatura pendiente. Mientras esto se resuelve, los traductores especializados, sean traductores profesionales o profesionales traductores, deben cubrir sus respectivas carencias con cursos, talleres, diccionarios altamente especializados, la riqueza terminológica que ofrece el internet, foros de ayuda mutua en cuestiones de traducción y lenguaje especializado (citaré ejemplos concretos para las áreas jurídica y científica).

 
 
 
María Audry Luer.jpeg

María Audry Luer

María Audry Luer es maestra en derecho por la Universidad Humboldt de Berlín; perito traductor e intérprete de español, alemán, francés e inglés autorizado por el Consejo de la Judicatura Federal, por el Tribunal Federal de Justicia Administrativa y por el Tribunal Superior de Justicia del Estado de Querétaro.
Socia del despacho Luer Traductores Asociados, S. C., cuya especialidad es la traducción jurídica.